Un bogotano tarda 20 semanas, en promedio, para encontrar empleo

Según la más reciente Encuesta Integrada de Hogares del Dane, en el último año un bogotano tardó, en promedio, 5 meses (20 semanas) para conseguir un empleo formal. Pero esta situación también depende del nivel educativo en el que se encuentre.
Si es un profesional, la espera puede llegar a las 31 semanas (unos siete meses, aproximadamente). Quien tiene un diploma técnico tarda en promedio 27 semanas, y aquellos que solo alcanzaron su bachillerato, unas 22 semanas.

Este es el panorama que muestra el último informe de Calidad de Vida del programa ‘Bogotá, Cómo Vamos’ frente al mercado laboral, y que destaca que el promedio de semanas para encontrar un trabajo no ha variado mucho en los últimos cinco años. En el 2012 era de 19 semanas, en el 2015 de 18 y en el 2016, de 20.

Sin embargo, las cifras de tiempo de espera se invierten cuando se analiza, por grado de escolaridad, la tasa de desempleo.

A un 10,2 por ciento llegó la tasa para quienes tienen el bachillerato, mientras que para los que cursaron una carrera técnica, la cifra asciende a 10,3 por ciento. Caso contrario pasa con los profesionales, que pese a que deben esperar más para encontrar un trabajo, la tasa de desempleo se encuentra en 8,4 por ciento y para aquellos que ya tienen un posgrado esta en 6,4.

Esto, según el análisis de ‘Bogotá, Cómo Vamos’, quiere decir que a medida que se especializan los bogotanos, tienden a durar más en sus trabajos, gracias a su experticia.

El informe señala que entre el 2012 y el 2015 la tasa de desempleo general de la capital presentaba un porcentaje menor al del promedio nacional. Pero, el año pasado Bogotá registró una tasa de 9,3 % y superó, por 0,1 % el indicador nacional que fue de 9,2 %, situación que debe revisarse.

Lo preocupante de este panorama, según el análisis, es que en las estadísticas distritales, los jóvenes tienen un alto indicador de desempleo. Mientras que el promedio de la ciudad, como se indicó, fue de 9,3 %, el de jóvenes llegó al 15,1 %.

A medida que se especializan los bogotanos, tienden a durar más en sus trabajos, gracias a su experticia.
Esta es una tendencia que se ha mantenido, según lo revelan las cifras de los últimos cinco años, por lo que el programa ‘Bogotá, Cómo Vamos’ llamó la atención sobre las políticas que se deben desarrollar para mejorar la empleabilidad de los jóvenes.

Por otro lado, la desigualdad laboral según el sexo de la persona es otra de las situaciones que preocupa, pues los últimos 5 años, el porcentaje de mujeres que se registraron como desempleadas ha sido mayor al número de los hombres. Solo el año pasado la brecha disminuyó un poco y alcanzó 1,6 puntos porcentuales de diferencia.

Finalmente, la informalidad es otro de los retos que le queda a Bogotá para seguir trabajando, pues de acuerdo con las cifras recopiladas por el informe, ‘Bogotá, Cómo Vamos’ hizo un llamado para mejorar las estrategias distritales con el fin de aumentar la ocupación formal y el empleo de calidad.

Economía presenta una desaceleración
El crecimiento económico en Bogotá tuvo una caída el año pasado, según las cifras del Producto Interno Bruto (PIB). En el 2015 este indicador se ubicó en el
4,8 %, el máximo desde 2012, en 2016 fue de 3 %.

Pero esta cifra, que es un indicio de cómo se está moviendo la economía en la capital, no es ajena a la situación que se vive a nivel nacional, pues el crecimiento económico de Colombia también presentó cifras negativas, por debajo del promedio de la capital. El aumento del país para el año pasado se estimó en 2 % mientras que en 2013 fue de 4,9 % .

Pese al panorama de desaceleración, la capital generó $ 143.949 miles de millones en bienes y servicios en el 2016, y le aportó al país el 27 % del PIB. Los sectores que más le aportan al PIB de la ciudad son los establecimientos financieros, los de actividades de servicios sociales y los de comercio. Un efecto con la desaceleración económica es la tendencia a la caída de las exportaciones en la ciudad, como se ha presentado desde el 2012. En el 2015 se exportaron $ 2.714 millones de dólares en bienes y servicios, y el año pasado, se redujo a US$ 2.449 millones, un 9,8 por ciento menos.


Las importaciones también han tenido una reducción, desde hace tres años. En el 2014 se llegó a US$ 32.949 millones, y el año pasado a US$ 21.974 millones. Bogotá importa principalmente teléfonos móviles, gasóleo, aceites livianos, entre otros, y los principales países a quienes les compra son Estados Unidos (26,5 por ciento), China (21,1 por ciento) y México (9,6).
AD

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Copyright © Servicio Publico De Empleo. All rights reserved. Template by CB | Published By Kaizen Template | GWFL | KThemes